En el combate estelar de la primera noche de Wrestlemania 37Bianca Belair y Sasha Banks hicieron historia en el Raymond James Stadium, al ser las primeras mujeres afroamericanas en ser el main event del pago por evento más reconocido de la WWE, donde disputaron el Campeonato Femenino de Smack Down.

The EST (Belair) plantó cara desde el inicio a la ‘Jefa’ (Banks), quien llegó como campeona defensora al magno evento de la empresa, Bianca forzó errores de Sasha en más de una ocasión e hizo gala de su fortaleza física para llevar el combate entre ambas gladiadoras a las últimas instancias.

Banks buscó su ‘estado de cuenta’ para hacer rendir a su oponente y conservar su presea, sin embargo, Bianca Belair revirtió la situación, evitando primero que su espalda fuera castigada por la ‘bancarrota’ y posteriormente castigando con su trenza a la campeona, para rematarla con su ‘beso de la muerte’, convirtiéndose en la nueva monarca de la marca azul.

OTROS RESULTADOS

Tras el combate por el título de la WWE, se realizó un Tag Team turmoil en el que cinco parejas femeniles buscaron una oportunidad para que el día de mañana enfrentar a la Campeonas Femeninas de Parejas, Nia Jax y Shayna Baszler.

Las últimas en participar en la batalla fueron Natalia y Tamina, superando en la instancia definitiva al equipo de la Riott Squad (Ruby Riott y Liv Morgan), gracias a un un Frog Splash de Tamina sobre Ruby, lo que provocó que la cuenta llegara a tres y de esta manera se convierten en retadores por los títulos de parejas. Naomi y Lana y Carmella y Billie Kay, además de Mandy Rose y Dana Brooke fueron eliminadas previamente.

Posteriormente, Cesaro tendría su primera lucha individual en un Wrestlemania y se enfrentaba a nada más y nada menos que a Seth Rollins, ambos luchadores se lucieron con las mejores movidas de su repertorio, sin embargo, el suizo fue quien salió mejor parado pues logró neutralizar varias movidas del ‘arquitecto’. En la parte final del combate el europeo conectó el Cesaro Swing para marear a su rival y llevarse la victoria con una neutralizadora.

En la cuarta pelea de la noche, los Campeones de Parejas de RAW, el New Day, puso en juego sus preseas en contra de AJ Styles y Omos.

Fiel a su estilo los monarcas de la división se lucieron con diferentes movidas aéreas castigando la humanidad de AJ Styles, a quien no le permitían hacerle el relevo con su compañero Omos. Fue cuestión de tiempo para que el gigante Omos hiciera su entrada y de forma contundente le regreso el control a los retadores quienes iban a tener su comeback más esperado.

AJ quería convertirse en campeón Gran Slam de la compañía (ganar todos los campeonatos de la empresa) y para ello se paró en los hombros de Omos y voló hacia Kofi con un Phenomenal Forearm. Su compañero remató a Xavier con Double Chokeslam y se llevaron la victoria para así convertirse en nuevos campeones de parejas

Lucha preestelar, el gigante Braun Strowman se enfrentaba en una jaula de acero a Shane McMahon. Durante la entrada del gigante Jaxson Ryder y Elias atacaron a Strowman, a pesar de esto el gigante se repuso y conectó con duros golpes al hijo de Vince McMahon, a pesar de que ambos hicieron sus movidas personales, el spot de la noche fue cuando desde la parte alta de la jaula, Strowman aventó a Shane, para después llevarse la victoria con un poderoso Running PowerSlam.

Por editor

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.