Para iniciar el foro de protección de datos de CANACINTRA, funcionarios del sector público analizaron cómo el panorama de inseguridad del país se relaciona con el crimen digital. En este sentido, destacó la iniciativa de Ley de Ciberseguridad, la cual retoma acotaciones hechas por el propio sector empresarial.

Dentro de la mesa redonda “El papel de las tecnologías de información y la ciberseguridad en México”, realizada en el marco del Foro de Ciberseguridad del sector TIEC de CANACINTRA, se abordaron temas como ransomware, crimen organizado y criptomonedas. En este sentido destacó la importancia de fomentar una mejor cultura de prevención donde colaboren sector empresarial, instancias de gobierno y sociedad en general.

“Somos conscientes sobre la necesidad que tiene el sector empresarial respecto a la protección de datos por ello realizamos diferentes mesas y foros para dar seguimiento a sus inquietudes. Otro aspecto relevante es que en los últimos años el crimen organizado se ha diversificado y ha encontrado en los delitos digitales un área de desarrollo”, mencionó Alejandro Canales, director de ciberseguridad de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana del Gobierno de México. 

Una de las prioridades de estas organizaciones ilegales es mantener oculto su flujo de efectivo, por ello han encontrado en las criptomonedas una buena opción para conseguir sus objetivos, sin embargo esto no es una razón para estigmatizar a dicha tecnología ya que ofrece más beneficios que riesgos, ante esto las autoridades deben trabajar de manera conjunta para evitar estos malos usos de las innovaciones digitales.

Para disminuir él índice de delitos en los centros de detención se cuenta con diferentes programas de reinserción social, a esto se suman sistemas de inhibición de señal celular para evitar fraudes con llamadas telefónicas o mensajería. Otros incidentes relevantes, en el último año, fueron fraudes turísticos, hackeo a cuentas en redes sociales, robo de identidad y secuestró de información (ransomware), frente a esto se debe fomentar una mayor cultura de la denuncia.

“El estado mexicano ha establecido metas de trabajo con el sector empresarial con el objetivo de establecer e impulsar una cultura de prevención nos permita minimizar riesgos. Como parte de la iniciativa de la Ley de Ciberseguridad hemos retomado acotaciones hechas por la industria privada, el objetivo de este proyecto es tener un blindaje contra el crimen digital”, agregó Enrique Vallarta, director general de Política y Desarrollo Penitenciario del Gobierno de México.

En relación con las divisas digitales, se mencionó que los países que ya las adoptaron como parte de su economía están por convertirse en paraísos fiscales. En conclusión todas estas amenazas y situaciones deben ser tomadas en cuenta e incluirse en la Ley de Ciberseguridad así se podrán tipificar todos los delitos digitales, es decir dicha ley debe ser la principal herramienta de los ciudadanos para erradicar estas amenazas en línea.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.